Sobre Javi Vicente

Este señor con cara de buencha soy yo.

Javi Vicente - email copywriter
JAVI VICENTE – Email copywriter

¿Y qué tengo yo para ti?

Pues podría caer en el tópico de decirte que tengo una misión cambiavidas y que eres una persona afortunada por haberte cruzado en mi camino.

Podría prometerte que voy a transformar tu negocio en una máquina de imprimir billetes, que soy un ser de luz que quiere aportarte valor infinito y que las madres me paran por las calles para que bendiga a sus bebés.

Pero todo eso sería mentira.

Lo único que puedo decir sin faltar a la verdad es que tengo un objetivo:

Hacer todo lo posible para que veas que puedes vender online (mucho) enviando emails. Y que decidas formarte conmigo.

Bueno, lo de formarte conmigo es un resultado. No depende de mí.

La gente confunde todos los días objetivos con resultados. Y claro, luego llegan las frustraciones y los batacazos.

Quienes entienden la diferencia entre un objetivo y un resultado suelen disfrutar de buenos resultados sin preocuparse nada más que de no perder el foco de su objetivo.

Por ejemplo:

Objetivo -> Mandar a tu lista un correo como los que enseño a escribir.

Resultado -> Conseguir que tu audiencia abra y lea el correo, y que algunos de tus suscriptores decidan comprar.

¿Ves el matiz?

El objetivo solo depende de ti.

El resultado es mérito tuyo también, pero depende de otras personas y factores.

En cualquier caso…

Que decidas probar a enviar este tipo de correos no depende de mí. Eso lo tengo muy claro porque no tengo control sobre tus acciones.

Así que me limito a lo que sí que depende de mí. Por ejemplo:

Invitarte a que te unas a mi lista para que empieces a ver cómo puedes enviar hoy mismo correos que consiguen aumentar tus ventas (mira el formulario de abajo).

Eso sí, que lo hagas  y lo apliques tampoco depende de mí. Es lo que hay.

Es lo que se llama una barrera de entrada. Tan grande que nadie, ni siquiera tu competencia, se toma la molestia de hacerlo. 

Pero eso no me preocupa, la verdad.

En realidad nos beneficia (muchísimo) a todos los que aplicamos esta estrategia sigilosa de venta mientras los demás se desgañitan y meten ruido en las redes sociales por conseguir un segundo de atención golpeándose el pecho como gorilas de lomo plateado.

¡Ah! Una cosita que debes saber… Por si decides entrar en mi lista y ver cómo se escriben estos correos…

Solo le vas a sacar verdadera chicha a lo que cuento si:

  1. Ya tienes un producto a la venta que la gente quiere (es decir, que tiene ventas).
  2. Tienes una lista (aunque sea pequeña) de suscriptores y la mantienes mínimamente saneada.

¿Por qué? Pues mira…

Porque estos mails no son una varita mágica para crear ventas de la nada… Sirven para multiplicar tus ventas.

O sea, que si tienes 0 ventas, pues ya sabes lo que obtienes al multiplicarlo por lo que sea.

Y poco más.

Bueno, sí. Que esto es la sección sobre Javi Vicente y no te he contado ningún chascarrillo sobre mí:

Mira: vivo en Gandía, trabajo desde casa y me pirra ganar dinero enseñando a otros a ganarlo. Se me da bien, lo disfruto y es algo que me piden cada vez más personas.

¿Qué más le puedo pedir a la vida?

Tener pelazo, quizá… Pero lo perdí hace tanto que mis amigos me dicen que mi aspecto no ha cambiado ni un ápice en más de 20 años. Así que creo que eso es lo más cerca que voy a estar del secreto de la eterna juventud.

Y hablando de secretos…

Para saber cómo hacer que tus suscriptores abran, lean y compren desde tus correos, una buena forma es apuntarse a mi lista en el formulario de abajo. 

Pasa tú también un día excelente.

Javi Vicente.

Javi Vicente - email copywriter
Javi Vicente

El de antes. El que te enseña cómo hacer que tus suscriptores abran, lean y compren.

Tu información está 100% segura. Mira mi política de privacidad.

Para cumplir con el RGPD (Reglamento General de Protección de Datos) y entender que tus datos están seguros, debes leer y aceptar la política de privacidad. Tus datos serán guardados en Active Campaign, proveedor de email marketing. Active Campaign también cumple con el RGPD, así que todo está protegido y amparado por la ley.